¿Una guía para leer la Biblia? ¡El Catecismo de 1992!

¿Una guía para leer la Biblia? ¡El Catecismo de 1992!

Tener junto a la Biblia, el Catecismo. Eso sugiere el cardenal Estanislao Karlic, Arzobispo Emérito de Paraná, Argentina, uno de los miembros del equipo de redacción del vigente catecismo, a 25 años de su promulgación.

En una entrevista con la radio del Arzobispado de Paraná Radio Corazón, el Cardenal recordó cómo surgió el nuevo catecismo, puesto en marcha durante la conmemoración de los 25 años del Concilio Vaticano II y ante los 400 años que habían pasado desde la promulgación del último.

Uno de los dos latinoamericanos integrantes del equipo de redactores recordó: “Fue una tarea realmente de Iglesia, de mucho trabajo, que terminó en el año 92, 7 años después, desde la inquietud hasta la entrega del catecismo”. Para él, el catecismo es “una obra maravillosa, uno de los hechos más importantes postconciliares, junto con la reforma litúrgica y la reforma canónica”. El cardenal Karlic también recordó especialmente la consulta de la primera redacción a todos los obispos del mundo, tras la que se incorporaron más de 24.000 observaciones.

El Arzobispo Emérito de Paraná, creado cardenal en 2007 por Benedicto XVI, quien como cardenal había coordinado el equipo de redacción, recomendó “que junto a la Biblia (se) tenga este instrumento, para referirse a él en todo lo que sea animarse, inspirar su conducta, revisar su conducta”.

El cardenal Karlic explicó que “cada acto de libertad tiene que resumir nuestra dignidad y nuestro destino, nuestro amor al prójimo y nuestro amor a Dios” y el Catecismo sirve “para revisar en todo momento si nosotros estamos haciendo de nuestra vida, de nuestra familia, de nuestra nación, de nuestro mundo, lo que Dios quiere, para gloria suya pero también para el bien de cada uno de nosotros”. “Pensemos qué necesidad tenemos de su luz para los problemas de Argentina, para los problemas de América Latina, para los problemas del mundo”, pidió.

El cardenal Karlic integró un comité de redacción coordinado por el entonces cardenal Joseph Ratzginer. En tres pares de Obispos, las comisiones a cargo de los temas se organizaron de la siguiente manera: de la parte relativa a la confesión de fe, José Manuel Estepa Llorens (España) y Alessandro Maggiolini (Italia); de la parte de los sacramentos, Jorge Medina (Chile) y Karlic (Argentina); de la parte moral, Jean Honoré (Francia) y David Konstant (Inglaterra). De la oración, el padre Jean Corbon. Colaboraron además, entre otros, Jean Louis Bruguès, William Levada, y Christoph Schönborn, quien ofició de secretario de redacción.

Fuente Aleteia

compartir

Mensajes recomendados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *