EL AÑO LITÚRGICO

EL AÑO LITÚRGICO

El calendario civil se maneja por años, meses, semanas y días. Tiene cuatro estaciones: primavera, verano, otoño e invierno.  Inicia siempre el día 1° de Enero y termina el 31 de diciembre. En ese calendario hay fechas históricas cuyos personajes ya murieron y que se recuerdan.

La vida de la Iglesia se guía por un calendario litúrgico. Se compone de 52 domingos

También se maneja por los domingos del año y tiene dos tiempos muy importantes: Adviento y Cuaresma, que nos preparan para celebrar las fiestas de Navidad y de Pascua.

  • Nuestro calendario litúrgico inicia con el primer domingo de adviento y termina con la fiesta de Cristo Rey
  • La diferencia entre el calendario litúrgico y el calendario civil: La Iglesia recuerda acontecimientos del pasado, pero celebra y festeja a una persona que está viva y está presente en la vida de la Iglesia y en cada uno de nosotros.

El Año Litúrgico tiene dos funciones o finalidades:

  • Una finalidad catequética: quiere enseñarnos los varios misterios de Cristo: Navidad, Epifanía, Muerte, Resurrección, Ascensión, etc. El año litúrgico celebra el misterio de la salvación en las sucesivas etapas del misterio del amor de Dios, cumplido en Cristo.
  • Una finalidad salvífica: es decir, en cada momento del año litúrgico se nos otorga la gracia específica de ese misterio que vivimos.

En lenguaje más simple: el Año Litúrgico honra religiosamente los aniversarios de los hechos históricos de nuestra salvación, ofrecidos por Dios, para actualizarlos y convertirlos, bajo la acción del Espíritu Santo, en fuente de gracia divina, aliento y fuerza para nosotros.

 

TIEMPOS O MOMENTOS LITÚRGICOS

ADVIENTO. Es un tiempo de oración y preparación para la venida del Señor. Es tiempo de alegría y esperanza. Es esperar al que ya vino.

Empieza cuatro domingos antes de Navidad y termina después de las oraciones del medio día del 24 de diciembre. Durante el Adviento, Navidad y Epifanía se revive la espera gozosa del Mesías en la Encarnación. Hay una preparación para la venida del Señor al final de los tiempos: “Vino, viene y volverá”.

NAVIDAD. Empieza con las oraciones en Noche Buena y termina en la fiesta del Bautizo de Nuestro Señor. En Navidad nosotros celebramos la maravilla de la Encarnación.

 

TIEMPO ORDINARIO. Se contempla la misión redentora de Cristo en su plenitud y la misión de la iglesia.  Ocurre dos veces en el año litúrgico: después de la época de Navidad hasta el miércoles de ceniza y desde el día después de Pentecostés hasta las oraciones de la vigilia del primer domingo de Adviento. Es considerado como un tiempo menor, como si los periodos privilegiados del Adviento, Cuaresma y Pascua fuesen los únicos a tener derecho de ciudadanía en el año litúrgico. Y, sin embargo, es un tiempo importante; tan importante que, sin él, la celebración del misterio de Cristo y la progresiva asimilación de los cristianos a este misterio se verían reducidos a puros episodios aislados.

CUARESMA. Comienza con el Miércoles de Ceniza y se prolonga durante los cuarenta días anteriores al Triduo Pascual. Es tiempo de preparación para la Pascua o Paso del Señor. Es un tiempo de oración, penitencia y ayuno. Es tiempo para la conversión del corazón.

La Cuaresma se fija a partir del ciclo lunar, es decir, no se ciñe estrictamente al año calendario. La fiesta más importante de los católicos, la Semana Santa, coincide con la fiesta de la “pascua judía”, misma que también depende de la luna llena.

PASCUA. Se conmemora la pasión, muerte y resurrección de Jesús, sacándonos de las tinieblas del pecado a la claridad de la luz. Y nosotros mismos morimos junto con Él, para resucitar a una nueva vida, llena de entusiasmo y gozo, de fe y confianza, comprometida en el apostolado. Termina con Pentecostés, donde se conmemora la venida del Espíritu Santo, para santificar, guiar y fortalecer a su Iglesia y de nosotros.

7

Publicado originalmente por: Manual de liturgia Sede Toluca

compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *