2do Aniversario de la Radio y TV Cristo Rey

2do Aniversario de la Radio y TV Cristo Rey

Hace 2 años, el 15 de Agosto de 2016, Solemnidad de la Asunción de la Virgen María a las 8:00 AM. (Hora del centro de México), comenzó la transmisión de nuestra Radio diocesana “RADIO CRISTO REY”, en aquel entonces solo “Radio por internet”. Agradecemos a infinitamente a Dios por permitirnos usar este medio para la Evangelización, a nuestro Pastor y Obispo Mons, Raúl Gómez González por todo su apoyo, y a todos los hermanos y hermanas en Cristo que han colaborado tanto en: infraestructura (de modo muy especial a la Fundación Resucita I.A.P.), asesoría y contenidos. ¡El Señor les colme de Bendiciones!

La Iglesia posee desde hace mucho tiempo la convicción de que los medios de comunicación social (prensa, radio, televisión, cine, …) han de ser contemplados como «dones de Dios» (cf. Pío XII, carta encíclica Miranda prorsusAAS, 24 [1957], pág. 765). La lista de los «dones» que ofrece la comunicación social ha continuado ampliándose desde que fue publicada la instrucción pastoral. Realidades tales como los satélites, las computadoras, las videograbadoras y los medios cada vez más perfectos para la transmisión de informaciones están ahora a disposición de la familia humana. El objeto de estos nuevos dones es el mismo que el de los demás medios de comunicación tradicionales: conducirnos a una fraternidad y comprensión mutuas cada vez mayores, y ayudarnos a avanzar en nuestro destino humano de hijos e hijas amados de Dios.

La relación entre esta consideración general y la reflexión que en esta ocasión deseo ofrecer es clara y directa: ese poder, puesto a disposición del hombre, significa un elevado sentido de responsabilidad en su utilización por parte de aquellos a quienes afecte. Según lo expresado en la instrucción pastoral de 1971, los medios de comunicación social son instrumentos carentes de vida propia. El que cumplan o no las finalidades para las cuales nos fueron dados, depende grandemente de la prudencia y sentido de responsabilidad con que se utilicen.

Desde el punto de vista cristiano son unos medios maravillosos a disposición del hombre, bajo la providencia de Dios, para construir unas relaciones más fuertes y claras entre los individuos y en toda la familia humana. En verdad, al desarrollarse, los medios de comunicación social son capaces de crear un nuevo lenguaje, que pone a la gente en condiciones de conocerse y entenderse mutuamente con mayor facilidad y, por tanto, de trabajar juntos con mayor prontitud en favor del bien común (cf. Communio et progressio, 12). Pero para que sean medios eficaces de mayor compañerismo y de auténtico progreso humano, estos medios han de ser un canal y expresión de verdad, justicia, paz, buena voluntad y caridad activa, ayuda mutua, amor y comunión (cf. Communio et progressio 12 y 13). El que los medios puedan servir para enriquecer o empobrecer la naturaleza del hombre, depende de la visión moral y de la responsabilidad ética de quienes están implicados en el proceso de las comunicaciones y de aquellos que reciben el mensaje de estos medios.

share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *